viernes, 21 de noviembre de 2014

Por qué nacen niños prematuros

Desde <--> aimdigital.com.ar

La Organización Mundial de la Salud conmemoró el 17 de noviembre el Día Mundial del Niño Prematuro, a fin que la población en general tome conciencia de un problema que alcanza hasta al 12 por ciento de los nacimientos en el mundo y sobre cuya causa en el 50 por ciento de los casos se desconoce el motivo.


Para la OMS constituye aún uno de los desafíos para la salud pública mundial el nacimiento prematuro, en tanto si bien hay factores que lo provocan y pueden ser prevenibles, otros tantos casi se desconocen y obligan a tomar las máximas precauciones durante el embarazo.

 La medicina ha logrado detener el trabajo de parto y extender la gestación, pero ello no es posible en buena parte de los casos, y cuanto más se adelanta el nacimiento, mayores serán los riesgos de complicaciones.

 Las Unidades de Cuidados Intensivos de Neonatología, constituyen a la fecha el mayor avance para que las incubadoras mantengan en ambientes controlados a quienes nacen antes de tiempo. Se considera parto prematuro cuando sucede antes de las 37 semanas de gestación.



  Desde los mellizos a estrés todo puede adelantar un parto
La multiplicidad de factores que puede adelantar el parto es tal que resulta casi imposible atenderlos todos, pese a los esfuerzos que se hagan. Así los especialistas recuerdan que si bien los padres pueden haber tomado las máximas precauciones, nadie está libre de que el bebe llegue antes de tiempo. Desde los embarazos múltiples –mellizos o más- hasta el alcohol, las drogas –cigarrillo incluido- presión arterial, infecciones, displasias, hipoglicemia y hasta distintos cuadros de estrés, todos son escenarios que pueden influir para que el embarazo concluya antes de tiempo.

 El avance de la neonatología permite ya la supervivencia de nacidos con 25 semanas de gestación y no más de 500 gramos de peso, pero existen riesgos muy altos todavía de daños profundos con esos niveles de crecimiento. En esa línea la OMS ha propuesto a nivel internacional la realización de mayores seguimientos y recolección de datos con relevamientos trienales y quinquenales, para establecer la evolución. Asimismo la organización apunta la necesidad de mayores directrices para el manejo del embarazo a nivel clínico, así como la optimización de las condiciones de trabajo y las competencias de los profesionales del sector.

fuente y credito a www.aimdigital.com.ar