sábado, 8 de junio de 2013

Gran agujero en la corona del Sol

Científicos lograron capturar -con el uso de rayos ultravioletas- el fenómeno, uno de agujeros coronales “más grandes” que se han visto en un año o más, informó la Nasa.


La Nasa descubrió un gran agujero en la corona del Sol.


Los agujeros coronales son áreas en la corona solar más oscuras, de menor densidad y (relativamente) más frías que el resto del plasma de nuestra estrella más cercana. Y son también la fuente del viento solar que transporta partículas del astro hacia afuera de nuestra magnetósfera y más allá, causando auroras (y tormentas geomagnéticas) acá en la Tierra. Esos agujeros pueden ser fotografiados mediante imágenes de luz ultravioleta extrema y se ven como manchas oscuras que, a los ojos humanos, parecen huecos de plasma. La semana pasada, uno de esos agujeros coronales rotó hacia la tierra. “Uno de los más grandes que hemos visto en un año o más”, informó la Nasa. Astrónomos del Observatorio Dinámico Solar (Atmospheric Imaging Assembly for the Solar Dynamics Observatory) lograron fotografiar el fenómeno mediante la combinación de tres ondas de luz ultravioleta. Más allá de la foto: ¿qué efectos tiene la rotación del agujero para los que vivimos en la la Tierra?
“No muchos, para bien o para mal”, explica un artículo publicado por The Atlantic. Según la publicación, las corrientes de viento solar generadas por los agujeros coronales pueden tardar entre dos y tres días en llegar hasta la Tierra, por lo que “probablemente ya hayamos experimentado los decepcionantes efectos de este agujero particular”. Y mientras es más probable que los agujeros coronales afecten a la Tierra después de haber girado más allá de la mitad del hemisferio visible del sol -como fue el caso- lo máximo que este agujero pudo haber generado es una aurora, afirmaron astrónomos citados por The Atlantic.

fuente y credito a aimdigital