martes, 5 de marzo de 2013

Los daños que el aumento del nivel del mar causará en el litoral estadounidense


Estas "barreras verdes" naturales ayudan a proteger a las infraestructuras del litoral de esta parte de Florida contra inundaciones y tormentas severas. (Foto: NOAA)


Las impactantes imágenes de rascacielos asomando de las aguas oceánicas del litoral neoyorkino en la película "Inteligencia Artificial" de Steven Spielberg son sólo una ficción sobre el futuro del calentamiento global y el aumento del nivel del mar, pero resulta inevitable recordarlas cada vez que aparece algún nuevo estudio advirtiendo de que bastantes áreas urbanas con muy poca elevación sobre el nivel del mar están sentenciadas a ser propiedad del mar tarde o temprano. Éste es el caso de un nuevo informe sobre los efectos que el calentamiento global tendrá sobre el litoral estadounidense. El informe, confeccionado por Margaret A. Davidson de la NOAA (la Administración Nacional estadounidense Oceánica y Atmosférica), y muchos otros científicos y expertos prestigiosos, destaca la necesidad de una mayor coordinación y planificación para garantizar que las comunidades costeras de Estados Unidos puedan resistir los efectos del cambio climático.
Un hallazgo clave del informe es que todo el litoral de Estados Unidos es muy vulnerable a efectos asociados al cambio climático, tales como el aumento del nivel del mar, y una intensificación en la erosión, las tormentas y las inundaciones, especialmente en las zonas costeras más pobladas y de poca altitud del Golfo de México, el Atlántico medio, el norte de Alaska, Hawái y otros territorios isleños. Otro hallazgo indica que los riesgos financieros asociados a los seguros contra daños aumentarán drásticamente.Una intensificación de los huracanes y otros fenómenos meteorológicos extremos, junto al aumento del nivel del mar y los efectos de un mayor desarrollo humano a lo largo de las costas, podrían afectar a la sostenibilidad de muchos recursos naturales y a la de las propias comunidades costeras existentes, tal como valora Virginia Burkett del USGS (el servicio estadounidense de prospección geológica), coautora del informe. Ella y sus colegas también destacan que el aumento del nivel del mar, así como las inundaciones provocadas por tormentas y exacerbadas probablemente por dicho aumento del nivel del mar, representan amenazas importantes para infraestructuras públicas y privadas que proporcionan energía, tratamiento de aguas residuales, suministro de agua potable y transporte de personas y mercancías. Estos factores aumentan las amenazas contra la salud pública, la seguridad y el empleo en las zonas costeras. Los 79 autores del informe señalan asimismo que la población de los condados de cuencas costeras y también la de la zona de los Grandes Lagos, representan más del 50 por ciento de la población del país y aportaron en 2011 más de 8,3 billones (millones de millones) de dólares a la economía estadounidense, pero para su sustento dependen del buen estado del relieve de sus riberas, y de otros factores que podrían verse trastornados por el aumento del nivel del mar y una intensificación de las inundaciones por tormentas.

fuente y credito a noticiasdelaciencia