jueves, 7 de marzo de 2013

Científicos rusos descubren un nuevo tipo de bacteria en el lago subglacial Vostok


"Hemos encontrado ADN que no se corresponde con ninguna especie de bacteria conocida".

 El lago Vostok ha estado millones años aislado bajo una capa de hielo de cuatro kilómetros de hielo.



Un equipo de científicos rusos ha anunciado que cree haber encontrado un nuevo tipo de bacteria en una de las muestras extraídas del lago Vostok, en la Antártida, cuyas aguas están aisladas de cualquier influencia exterior por una capa de hielo de 4 kilómetros desde hace unos quince millones de años."Las muestras obtenidas en el lago subglacial han revelado la existencia de una bacteria que no guarda relación con las tipos conocidos hasta ahora", ha explicado Sergei Bulat, miembro del laboratorio de genética de San Petersburgo, a la agencia de noticias RIA Novosti."Después de aislar todos los elementos que pudieron ser contaminados durante las excavaciones, hemos encontrado trazas de ADN que no se corresponden con ninguna de las especies de bacterias conocidas en el mundo". "
El análisis fue realizado hace una semana y ahora esperamos realizar más estudios", ha indicado Bulat.En febrero de 2012, después de muchos años de perforación, un equipo de científicos rusos logró por primera vez lograron penetrar en el lago Vostok, que durante millones de años permaneció aislado del mundo exterior cubierto con una capa de hielo de cuatro kilómetros de espesor.El equipo ruso que trabaja en el lago Vostok ya obtuvo hace unos meses muestras de dos tipos de bacterias, pero el análisis genético mostró que podía tratarse de microorganismos que viven en el queroseno y proceden de los propios equipos de prospección.

Otras investigaciones subglaciales
El equipo ruso podría haberse adelantado en la carrera por encontrar vida subglacial al el equipo de investigadores estadounidenses que trabaja en otro lago bajo la Antártida, el lago Whillams.Los americanos obtuvieron a principios de año la primera muestra de agua de este lago situado a 792 metros de profundidad y encontraron indicios de la presencia de vida. Según informa Discover, los científicos obtuvieron la muestra a las 6,20 a.m. del pasado 28 de enero y realizaron un primer test mediante un tinte que indicó la presencia de ADN. Asimismo, el análisis al microscopio indicó la presencia de células.Aunque el resultado es muy preliminar - falta confirmarlo con el análisis pormenorizado de las muestras.

fuente y credito a noticias.lainformacion